Capítulo 1: ¿Quién soy yo?

miércoles, 23 de enero de 2008

 

Vaya, quien lo diría, este es mi primer post. Vengo leyendo blogs desde hace un par de años y nunca me había planteado la idea de escribir, ya sea porque la pereza me ganaba o porque no tenía una temática definida sobre la cual opinar. Pero las personas cambiamos, y yo no soy la excepción. Atendiendo una invitación de Pitonizza me he lanzado a escribir estas vivencias que llevo dentro, que se acumulan y que intento darles cause para que no exploten de mala manera, espero que ustedes -mis lectores y lectoras- no se aburran en el intento.

No soy muy experta en estos temas de HTML, Web y otras menudencias, pero con el tiempo y las aguas me tocará aprender para que pueda compartir enlaces, fotografías, etc. Pero si soy experta en otras cosas, que se irán descubriendo paulatinamente, sin apuro pero sin descanso.

Estoy segura que al pasar de los años no terminaré de contestar satisfactoriamente la pregunta que lleva como título este post, pero mientras eso pasa intentaré describirme brevemente. Hasta hace 3 años yo era una chica sin obligaciones ni responsabilidades, estudiando una carrera "para ser alguien en la vida", con un noviazgo llevadero y moderado; de pronto todo cambió, vino esa unión llamada matrimonio con ese novio que parecía llevadero, y también vino ese nuevo ser que se llama hijo al cual me aferro con vehemencia; pero no han venido muchas cosas que esperaba, me desespera pensar que no vendrán, talvez las estoy buscando aquí, talvez las encuentre, o talvez nunca existieron, en fin. Ahora ya no estudio "para ser alguien en la vida" porque soy la vida para un alguien, ahora ya no tengo un novio pero tampoco me gusta llamarlo esposo (a propósito, él no sabe nada de esto que escribo, no lo entendería), y ahora, ahora tengo un blog ! si, y potencialmente tengo a unos lectores y lectoras que me van a tener que animar con sus comentarios para seguir escribiendo, quenes además serán mis confidentes, anónimos, cercanos y sinceros.

Tengo 23 años de vida, 2 y medio de matrimonio, 5 meses que no he pisado una discoteca, 16 días de no sentir un orgasmo, 6 horas desde que me levanté esta mañana y 2 minutos para terminar este post.

En fin, que eso sea un aperitivo, como si se tratara de una presentación o del primer encuentro de dos grandes amigos de toda la vida. No cambie de canal que el Capítulo #2 se viene en breve.