Amarte es

domingo, 30 de diciembre de 2007

 

Amarte es esperar verte llegar a mi ventana, verte asomar en ella y no poder decirnos adios

Amarte es confiar en que estaremos juntos a pesar de todo, de sobrevivir los obstáculos y los carroñeros que nos rondan...

Amarte es intentarlo una y otra vez, jugar a este experimento llamado convivencia, que tan difícil nos está resultado...

Amarte es abrigarte con mi senos, alimentarte con mis besos, recibirte dentro de mí, en este tibio refugio para tu hombría, apretándome a mí, perdiéndome en la selva de tu pecho, aferrandonos el uno al otro, chocando nuestras pelvis en esa danza erótica que es solo para dos...

Amarte es dejarte libre y verte regresar, saber que estás ahí al extender mi mano, al llamarte, al pensarte.

Amarte es gozar de la gloria de tus besos que saben a miel, tus latidos acompasados, sincronizados con mi corazón.

Amarte es comprender cuando debes irte, cuando debes respirar sin mí, cuando necesitas libertad y soledad.

Amarte es eso y más. No es pasajero, es permanente, para siempre, amarte hasta el infinito. Amándote como ayer, ahora y siempre. Mientras tenga vida estaré amándote. Y cuando uno de los dos parta al más allá, saber que nos reuniremos en el mar divino de almas que Dios ha creado para formar su coro de ángeles que le cantan al amor.